Casi todas las reformas de pisos en Valencia necesitan cumplir requisitos legales. En este nuevo post intentamos que los conozcas fácilmente y en muy pocas líneas:

- Reformas de acabados: cosas como pintar un piso, poner otro suelo o los alicatados son obras menores que solo afectan a la vivienda. De modo que los permisos que se suelen tener que pedir son de carácter informativo, es decir, lo que se denomina como comunicados de obra.

- Reformas de pisos en Valencia que modifican su distribución. Esta clase de reformas que por ejemplo implican pasar de dos a tres dormitorios o modificar el baño o la cocina, o en general cualquier obra que cambie la distribución anterior y que, por lo tanto, requiera volver a solicitar la denominada Cédula de Habitabilidad, deberá conseguir la aprobación del ayuntamiento en cuestión mediante la famosa licencia de obras menor.

- Reformas que afectan a un solo elemento estructural que en Construjoma, S.L. podemos realizar en muy poco tiempo y por un buen precio. Se entiende por elemento estructural cualquier pilar, pared maestra, techo o cubierta, por ejemplo, que requiera necesariamente de un arquitecto para su ejecución. Para este tipo de reforma los ayuntamientos piden licencias de obra mayor.

- Reformas que afectan un elemento comunitario. Los elementos comunitarios son fachadas, elementos estructurales como terrazas o patios, paredes que lindan con el vestíbulo o cualquier instalación como bajantes o campanas extractoras. Para este tipo de obra, los ayuntamientos suelen solicitar también licencias de obra mayor.